Dos juegos perfectos el mismo día


Por: Osvaldo Rojas Garay 

Lanzar un juego perfecto es una de las hazañas más difíciles en el béisbol, tanto que en la historia de las Grandes Ligas solamente se han registrado 23 desafíos de esa naturaleza y en las 56 versiones de las series nacionales únicamente el supersónico Maels Rodríguez rubricó la proeza frente a los Leñadores de Las Tunas, el 22 de diciembre de 1999.

Por eso, el 28 de julio de 1991 es una fecha señalada en el béisbol mundial, pues se lograron dos partidos de esas características en escenarios diferentes.

Ese día, en ocasión de la VII Copa José Antonio Huelga efectuada en Sancti Spíritus, el guantanamero Osvaldo Duvergel se cubría de gloria al retirar por su orden a todos los bateadores del equipo de Perú en el estadio Mártires de Cabaiguán, en un juego que finalizó por nocao en siete capítulos, 11 carreras a 0.

Mientras, en la Gran Carpa, el nicaragüense Denis Martínez, de los Expos de Montreal concretaba igualmente la hazaña al dominar a Chris Gwyn, el último bateador de los Dodgers de los Ángeles, en un choque que concluyó 2 carreras a 0.

De esta manera Martínez se convertía en el primer serpentinero latinoamericano en lograr un juego perfecto en las Mayores. Habría que esperar 21 años para que otro latino, el venezolano Félix Hernández incorporara su nombre en la prestigiosa lista en ese béisbol, en 2012.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s