FÉLIX PÉREZ ENCABEZÓ LAS INCORPORACIONES EN LEONES

Por Andriw Sánchez Ruiz/Prensa LVBP

Caracas.- Los trabajadores que se encargan del orden del clubhouse de los Leones del Caracas tuvieron un lunes bastante movido. Fue un día de incorporaciones, tanto en la nómina de jugadores como en la de técnicos. En el Universitario se dejaron ver por primera vez el lanzador cubano Yoanys Quiala, el criollo Luis Díaz, el jardinero Jeffry Báez, el serpentinero Francisco Carrillo y el guardabosque Félix Pérez, quien irá a su cuarta campaña con el uniforme melenudo, eso lo convierte en el importado de mayor experiencia en el equipo.

“Son cuatro temporadas ya, eso no es fácil y menos con un equipo como Leones. Me siento orgulloso y contento”, dijo el bateador zurdo después de su primera práctica, en la que enfrentó pitchers en un juego interescuadras. “Estoy al cien por ciento. Desde hace rato estaba listo, incluso mi equipo en México (Sultanes de Monterrey) me sugirió que bajara un poco el ritmo y no forzara la lesión”.

Durante la campaña en tierras aztecas, Pérez sufrió una fractura en la clavícula derecha. Fue operado y se perdió la temporada. No obstante, afirmó que su recuperación fue satisfactoria.

“Me metieron unos hierritos en la clavícula”, relató. “Pero me siento bien. Me preparé bien en Miami. No tengo excusas para no producir”.

La zafra anterior fue complicada para Pérez, así como para el resto del equipo y la eliminación en la ronda regular fue una prueba de ello. El promedio del jardinero fue de .232, dejó un OPS (sumatoria de embasado y slugging) de .705, dio cuatro cuadrangulares e impulsó 25 carreras. El antillano sabe que la organización espera más de él.

“Me siento en deuda. Quiero ganar. Quiero levantar un trofeo aquí y tatuarme un león con un 21 (en referencia a la cantidad de títulos). Lo haré, no digo mentiras”, comentó inquietamente. “No es un secreto que el año pasado no tuve una buena temporada. Las cosas no salieron, pero este año me siento bien. Cuando llego temprano las cosas me salen mucho mejor”.

Aunque el manager Mike Rojas no ha hecho públicas sus decisiones, Pérez pareciera tener un puesto asegurado en las praderas caraqueñas. El propio estratega elogió las condiciones del cubano, quien conectó dos imparables durante el careo de preparación y sacó varias pelotas en la práctica de bateo.

“Estoy contento de ver a Félix aquí. Llegó bastante temprano y se puso a hacer swings”, señaló el piloto. “Se ve bien, a tiempo con el bate”.

Así como para el abridor Díaz, también fue el primer día para Quiala. El antillano es un iniciador de 23 años de edad, que dejó una efectividad de 2.31 en 58.1 capítulos con la sucursal Clase A Avanzada de los Astros de Houston. La organización le colocó una limitación de 30 innings.

“Es mi primera vez en el beisbol invernal y me siento cómodo. Cuando me contactaron me sentí privilegiado y bien ansioso porque este es un país hermano de Cuba”, expresó el derecho. “En este momento no estoy en forma. Por Miami pasó el huracán (Irma) y no pude entrenar bien. Espero ponerme listo en 15 días y ver si puedo lanzar para el día 16 de octubre”.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s