DOS CUBANOAMERICANOS LIDERAN SUS RESPECTIVAS LIGAS EN CUADRANGULARES Y EMPUJADAS

Por: Javier Gonzalez

La temporada 2018 de las grandes ligas de béisbol estadounidense está en su máximo apogeo, con el Juego de las Estrellas a la vista, y rebasando apenas la mitad del calendario clasificatorio.
Ha sido sin dudas un torneo donde el pitcheo ha prevalecido por encima de la ofensiva si tomamos como base la temporada anterior, y los números asi lo demuestran. Por ejemplo, el pasado año, en la temporada completa (4860 juegos) se bateó para una línea ofensiva de 255./324./426./750, con un promedio de 4.4 carreras anotadas por encuentro y una media 1.25 cuadrangulares por desafío.

En los primeros 2522 juegos de 2018, la línea ofensiva es 246./317./407./724. Además se están anotando como promedio 4.2 carreras y conectándose 1.14 jonrones por choque.

Esta merma, sin embargo, no se ha sentido por igual en todos los maderos, y la prueba más relevante, es una pareja de bateadores cubanoamericanos que ahora mismo son referentes ofensivos en cada una de sus ligas.

El jardinero/bateador designado de los Medias Rojas de Boston, Julio Daniel Martínez encabeza a los jonroneros y los empujadores de la Liga Americana con 26 y 71 respectivamente, ambas marcas son el máximo acumulado ahora mismo en todo el negocio para cualquier pelotero. J. D., además es top five en su Liga en promedio de bateo (cuarto con 325), promedio de slugging (Segundo con 640), OPS (tercero con 1031), carreras anotadas (cuarto con 60), imparables (cuarto con 102) y total de bases (líder con 201).

Por su parte, Arenado, ya acostumbrado a estar en el sitial de honor año tras año en estos calificados, también se sitúa al frente de los cuadrangulares (22) y las carreras impulsadas (63) en el viejo circuito. El antesalista de los Rockies de Colorado igualmente es top five en varias de las principales estadísticas ofensivas del deporte en su Liga: promedio de bateo (quinto con 313), promedio de embasado (tercero con 398), promedio de slugging (líder con 607), OPS (líder con 1003), carreras anotadas (cuarto con 57), WAR ofensivo (líder con 3.3), y total de bases (líder con 185).

Dicen un viejo proverbio beisbolero que “para batear se nace”. Este par es la prueba más fehaciente del mismo.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.