Out 27: Emergentes, la bendición

Por Joel García León

La salida del banco para empujar una carrera, adelantar un corredor y hasta decidir un partido no es un rol que muchos jugadores pueden cumplir con éxito. En esta temporada pocos han asumido la función de emergente como demanda la situación, y acercarnos a ellos es siempre motivo de bendición.

De los seis conjuntos involucrados en esta segunda fase,
Industriales, Las Tunas y Sancti Spíritus han corrido con las mayores sonrisas desde que empezó la actual temporada. Los capitalinos han usado 70 veces esa fórmula y 23 veces han sido positivas (15 hits, seis boletos y dos pelotazos). Por supuesto, el nombre de Yoandry Urgellés resalta al compilar de 18-6 con cinco remolcadas.

En la nómina espirituana, Yoandy Baguet es el hombre por excelencia para esos momentos, pues ha conectado ocho imparables en 13 turnos con un quinteto de empujadas hacia el plato. Finalmente, los leñadores tuneros cuentan con tres hombres de nervios de acero para esos minutos: Denis Peña (9-4 y cinco impulsadas), Eduardo García (10-3 con tres fletadas) y Andrés Quiala (4-2 y cuatro hombres traídos hacia el plato).

La tropa de Eduardo Paret reúne a par de hombres que ha usado con más efectividad en estas funciones: Ivailo Leyva y Juan Carlos López; mientras Holguín y Ciego de Ávila no tienen hombres sobresalientes que mencionar, aunque el cachorro Iván Prieto y el tigre Rubén Valdés son dos de los ocho emergentes que han podido dar cuadrangulares cuando la tensión sube.

De cualquier manera el béisbol moderno demanda cada vez más de contar siempre en las nóminas con bateadores oportunos para esos momentos de juego. Y dentro de las cualidades fundamentales sobresalen tacto, versatilidad y fuerza. En la historia de nuestras Series Nacionales muchos recordamos emergentes de oro como Pedro Medina en la Copa Intercontinental de 1981, el pinareño Lázaro Arturo Castro, el matancero Jesús Figueroa o el industrialista Luis Daniel Pérez, por solo mencionar algunos.

¿A cuántos más recuerda usted? ¿Son o no decisivos muchos de ellos para un triunfo y hasta para ganar un campeonato?

Advertisements